viernes, 16 de agosto de 2013

La intermodalidad que necesitamos

¿No se ve tan difícil no?

La ciudad ha sido declarada en emergencia vial, aunque a mi me gusta llamarlo de una forma diferente: La normalidad. Hace ya bastante tiempo que estamos rodeado de un caos vehícular, a pesar de que, por lo general, en condiciones de poco tráfico, se puede circular en vehículo motor con tiempos razonables, pero, Caracas como buena ciudad de latinoamérica no se escapa del factor sorpresa. Cualquier variable en la ecuación de nuestra normalidad, conlleva al verdadero caos. Horas y horas en el tráfico, la imprudencia, la impaciencia, la contaminación, los ciclistas aspirando las toneladas de contaminación sacrificando la salud por un poco de tiempo extra y "paz" mental, oídos atormentados por las múltiples cornetas, nos gusta mas utilizar la corneta que el sentido común, es mas sencillo. 

La solución o las soluciones, parecieran para algunos, construir mas vías, elevados, calzadas etc. Siempre, evidentemente dándole prioridad al tránsito del tipo motor, de antemano adelanto lo que intento desarrollar, esa no es la solución. Es un caso delicado, podría decir que muy complejo, hay muchos factores que tomar en cuenta: Centralización de la economía, por decir el más importante y el factor "esquema de trabajo", la mayoría de las empresas, privadas o públicas, prefiere ver a un empleado sentado en su sillas en su horario regular sabiendo que pierde su tiempo en actividades extracurriculares, que implementar un esquema de trabajo remoto, como lo han hecho otras naciones. 

Existe también el caso de las ciudades satélites, este es un tema sumamente más complejo, pero, si apuntásemos hacia otro norte y las prioridades fuesen otras, quizás se pudiesen sopesar, a muy corto plazo el problema para trasladarse desde "Mordor" como le decía una amiga a Guatire, hasta Caracas. El caso Charallave, lo desconozco, tampoco tengo los datos de los porcentajes de ocupación de las poblaciones que menciono, pero si somos poco optimistas y simplificando, con aligerar al menos un 30% del parque vehícular podríamos ver un cambio importante. 

En algunas ciudades del mundo, el tráfico de vehículos particulares está prohibido en la zona central de la ciudad, salvo las unidades de transporte público y a los vehículos no motorizados. Tal vez, pueda sonar muy descabellado, pero. ¿Por que no? Unas rutas de autobuses en buen estado, con conductores formados para al menos tener una idea de lo que es responsabilidad vial. Unos conductores que no se peleen por llevar mas pasajeros y que al menos sean corteses con ellos. Un canal para ellos, otro para los ciclistas, si para los ciclistas. No quiero decir que con la bicicleta se pueden solucionar todos los problemas de movilidad y que aplique en todos los casos, me refiero a un caso en particular, por ejemplo, una Av. Libertador, una Av, Urdaneta, Av. Bolívar, Av. Casanova, Av. Sucre y Av. San Martín por decir algunas, perfectamente circulables en bicicleta, sin necesidad de ser un atleta de alta competencia. ¿Y como se supone que llego a mi hogar? La palabra mágica: Intermodalidad. Combinar diferentes medios de transporte para realizar los recorridos.

Vagon especial para bicicletas ¿No suena tan difícil verdad?
Hagamos el ejercicio al menos un par de veces por semana, tratemos de contar la cantidad de vehículos personales circulando por estas avenidas (o cualquier otra de las mismas carácterísticas) en las llamadas horas pico, bienvenidos serán los comentarios al respecto. Apuntando a los números, según una noticia recientemente publicada en el Nacional Web "Sólo 24% de los viajes que se hacen a diario en la capital son en vehículo privado, pero ocupan más de 70% de las vías". ¿Que podemos sacar de esto? El venezolano se refugia en su vehículo, en busqueda de trasladarse de forma "segura" a su hogar y de forma "comoda", dicen ellos a cambio de generar todo el tráfico del que ellos mismos se quejan. Irónicamente, cuando un pequeño grupo de personas, que ronda los seiscientos (600) (datos no oficiales según algunos) obta por una opción sustentable de medio de transporte, se convierten para la mayoría en el problema y el estorbo de las vías públicas, y además el que corre mas riesgos y no precisamente por lo que en principio era la mayor preocupación; mas que ser víctimas potenciales del hampa, estamos mas expuestos a ser víctima de los imprudentes tras el volante. No considero que se pueda prescindir del vehículo personal en un 100% pero estoy completamente seguro de que hay casos en los que hay mejores soluciones. 

No digo que la bicicleta resuelva todos nuestros problemas, hago nuevamente la aclaratora, hay casos en los que es casi inviable, para un ciudadano común, trasladarse a su trabajo en una bicicleta el total de su recorrido: Los ciudadanos del Municipio el Hatillo, que, según la misma nota de El Nacional " Consumen entre 40 y 45 días anuales en el tráfico", si, leyeron bien, algunos tienen la desgracia de perder mas tiempo en el tráfico que el que invierten en sus vacaciones. ¿Fuerte no? ¿Solución? Vuelvo y repito: Intermodalidad. Al haber salido del municipio el Hatillo y poder llegar, por ejemplo a una Av. Solano o una Libertador o Francisco de Miranda, bajo el esquema de transporte público/Bicicleta podríamos reducir esos tiempos considerablemente. ¿Como lo sé? Les describo mi ejemplo.

Según la misma nota de El Nacional "Hemos determinado que quienes residen de Caricuao, La Guaira o Guarenas demoran hasta 6 horas diarias para trasladarse hasta sus centros de estudio o trabajo, lo que representa 2 meses de vida cada año". Bien, en mi caso particular, Caricuao, para quienes ya lo conocen, utilizo el modo Intermodal. Bici-transporte público, Bici. Total del traslado (un solo sentido): aproximadamente 80 minutos. Dando un poco de holgura a los posibles percances que pueda tener el Metro de Caracas o bien, lo que me pueda costar evitar el tránsito. Tiempo total invertido, al año: un (1) mes. Reducción de un 50% del tiempo calculado de la forma "tradicional" y sin sudar la camisa, es decir, a un ritmo lento, ritmo de ciclista urbano. ¿Necesitamos mas pruebas para comprobar que el problema no se soluciona con mas vías públicas si no con cambios de horizonte? Con cambios de metas y de sobre todo mentalidad. ¿A ver Miguel y de donde sacamos la bicicleta?

Opción 1: Bicicleta personal + Autobuses con disponibilidad de trasladar bicicletas
Ejemplo 1

Ejemplo 2


Opción 2: Sistema de alquiler de Bicicletas. ¿Publico? ¿Privado? ¿Presupuesto? Bueno, si se gastan millones y millones de dolares en construir una avenida y mal hecha, no creo que haga falta tanto presupuesto para una solución de este tipo.

Una bicicleta del tipo urbana, con algunas velocidades del tipo internas (bajo mantenimiento) no debería superar los $600 (siendo muy exagerado). Digamos que se requerirían unas 1000 Bicicletas, como plan piloto, sumando mobiliario Urbano, Estaciones, la plataforma para alquiler, personal calificado de asistencia, equipos y plataforma de tecnología, etc. No voy a ir a los números, ya que esto quedará para otro post, pero creo haber dado mi punto a entender, la solución no está en seguir modelos destructivos y poco sustentables, queremos respirar un mejor aire, hacer de nuestra vida algo mas sano, pedaleando un poco al trabajo, respirando un aire realmente limpio y dejar a un lado el sedentarismo y la comodidad del vehículo motor, no por nada ciudades importantes en el viejo continente han tomado estas medidas como una solución permanente a la movilidad.

Bicicleta del tipo urbana

Puedo entender que por problemas de delincuencia el uso del transporte público no suena muy atractivo, pero hay que tomar muy en serio ese 70% del que se habla en lo que a ocupación de las vías se refiere. Si las unidades de transporte público o mejor dicho, el sistema de transporte público fuese realmente digno, este esquema fuese muy viable, que en teoría y aunque suene "muy bonito" es una solución que puede traer muchos beneficios a todos los venezolanos. 


Datos tomados de la siguiente nota de la Web del Nacional http://www.el-nacional.com/caracas/futuro-capital-estacionado_0_230377099.html